Su empresa de desatascos en Valencia
SERVICIO URGENTE
670 43 02 86
Trabajamos los 365 dias
Servicio 24 horas

Inspeccion alcantarillado

Las redes de alcantarillado son estructuras hidráulicas que funcionan a presión atmosférica. Están constituidos por tuberías. Normalmente son canales de sección circular, oval, o compuesta, enterrados la mayoría de las veces bajo las vías públicas.

La misión de las alcantarillas, no es otra que la recogida, transporte y conducción de las aguas residuales.

La preocupación de las autoridades municipales ha sido siempre la creación de redes de agua potable y alcantarillado dejando de lado el mantenimiento de estas últimas. Actualmente las redes de alcantarillado han pasado a tener un control debido a sus aguas residuales.

Es importante describir las técnicas básicas y el funcionamiento de los equipos utilizados para la operación y el mantenimiento de una red de alcantarillado así como las acciones de seguridad para evitar los riesgos de accidentes.

Disponemos de unidades móviles de inspección de redes mediante cámaras de TV, incorporando la más avanzada tecnología al servicio de nuestros clientes, un equipo de inspección de redes robotizado que nos permite una visualización perfecta del estado de las tuberías, fotografías de los daños existentes,  obteniendo un informe completo del saneamiento.

 

Con estos avances se evitan las roturas de las conducciones, abaratando los costes y manteniendo los conductos en buen estado.

Vehículos mecanizados que efectúan la limpieza por sistemas hidrodinámicos de rotura y arrastre dotados de equipos de inspección y vigilancia que permiten una visión interna de la red, sin necesidad de descender hasta ella.

El robot fresador es una nueva técnica de trabajo adecuada y destinada a diferentes funciones adaptándose así mismo a cualquier tipo de tuberías y/o colector procediendo a la inspección de la misma y a su posterior rehabilitación sin necesidad de aperturas de zanjas y eliminando los diferentes obstáculos que se encuentran dentro de la canalización y que podrían frenar y reducir la capacidad hidráulica de la red.

Estos sistemas permiten una información única como la recogida y actualización de datos, posibilitando el conocimiento del estado de las canalizaciones en todo momento.

De este modo se consigue conocer la causa de las anomalías detectándolas a tiempo y evitando que el problema provoque males mayores.

Mediante el importante concepto de mantenimiento preventivo, se trata de realizar limpiezas periódicas en todos los tramos de la red, de forma que dichos atascos no lleguen nunca a producirse. Para ello debe asegurarse que la limpieza de las alcantarillas se realice 2 o 3 veces al año y que se eliminen árboles caídos y otros sedimentos que se ubiquen en sitios inmediatos a la entrada o la salida de la alcantarilla Puntos a revisar:

  • Capacidad hidráulica de la tubería.
  • Posibles problemas de erosión.
  • Posibles problemas de sedimentación.
  • Alineamiento horizontal y vertical.
  • Infiltración de aguas, arriba y abajo.
  • Agrietamientos de las paredes de la tubería.
  • Posibles problemas de taponamiento de la alcantarilla.

No hay que olvidar que las infecciones se encuentran más extendidas en aquellas ciudades con un escaso o deficiente alcantarillado, consiste en tanto los procedentes de usos domésticos, como las industriales, agua de lluvia e infiltraciones, garantizando así el saneamiento de las poblaciones y su entorno.

La existencia de las redes de saneamiento, lleva consigo la necesidad de un servicio de mantenimiento, entendiendo tanto la limpieza como la reparación e inspección de la misma. Con el avance de las tecnologías se ha ido evolucionando y descubriendo nuevos sistemas de limpieza, inspección y mantenimiento preventivo.